2016

Anio-Nuevo

O sea, amigo 2016, que vienes fuertecito.

Por una parte, cambios.

Ubicación, del suroeste al este. El sur profundo sigue resistiéndose. Pero caerá. Vaya si caerá. En su defecto, cualquier lugar bañado por el sol al borde del mar.

Mobiliario, del barroco italiano al minimalismo japonés. Triunfa la sensación de amplitud en su pugna con la necesidad de atesorar. Espero.

Por otra parte, más de lo mismo.

Codicia, sin novedad y aumentando. No parece que nuestros ricos aflojen el acelerador en su empeño de suicidarnos.

Veneno, más y mejor. Antes muerta que empeorada (la cuenta de resultados) y petróleo por doquier aunque vayamos todos al hoyo.

Corrupción, la que haga falta. Lo que viene llamándose “presunción de indecencia”. Más de doscientos altos cargos del partido que desgobierna. Casos aislados.

División, hasta el punto de que no se necesita juntar dos mesas. Los ricos, todos a una. Los pobres -pobres- por un carguito son capaces de cualquier cosa. El hambre aprieta. ¿Cómo va a ganar esa izquierda compuesta por partidos monoplaza?

Y una novedad. Me la reservo hasta que tenga cierta consistencia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s