Aciagos

20161204_214126

En todas las vidas hay momentos aciagos. Los peores, digo yo, son los de las despedidas. Sobre todo si sientes que se producen antes de tiempo, cuando todavía corresponden muchos años de vida plena y feliz.

Queda un consuelo. Disfrutó de la vida, se salió de la curva -varias veces- y vivió para contarlo. Para que no se quede nada en el tintero: la curva tenía tela y el Gordini era de todo menos estable.

D. E. P.

 

Anuncios